Los padres, esos maravillosos Seres

Nada más venir a este mundo, nos encontramos con las dos personas más generosas que nos vayamos a encontrar a lo largo de toda nuestra vida. Nuestros padres.

Serán las más generosas, independientemente de lo que ocurra a lo largo de nuestra existencia, porque esas dos personas te van a regalar lo más valioso e importante que vas a tener jamás TU PROPIA VIDA.
Ante eso no hay nada más grande, nada más valioso, ni nada más importante. Jamás podrás devolverles ese "Gran favor" que te han hecho.

Pero además, si todo ocurre dentro de cierta normalidad, esas dos personas seguirán dándose a tí de manera incondicional a lo largo de toda su vida, y después de ella también. Todas y cada una de las cosas que nuestros padres hacen por nosotros, nos dan y nos regalan lo hacen desde el más profundo y sincero Amor, ese Amor Universal e Incondicional que los padres, mejor que nadie, saben lo que es.

A mí me han tocado los mejores. Ella, mi madre. Maravillosa y gran mujer, que afortunadamente todavía comparte tiempo, espacio y corazón con todos nosotros. Capaz de entregarse sin medida y con gran humildad a quien lo necesita. Madre ante todo y orgullosa de serlo, con ganas de vivir y de que los demás vivan. Esa mujer que siempre tendrá las palabras justas para cada momento, un abrazo para reconfortar el alma y un buen puchero de caldo cuando lo que hay que reconfortar es el cuerpo.
Él, mi padre. Gran hombre, valiente y honrado, que hace ya algunas lunas partió cual Pegaso hacia las estrellas, pero que desde ellas, sigue blandiendo su espada por los suyos con honor y orgullo, arropando nuestras almas desde ese otro Plano que solo conoce la Bondad Absoluta.
Gracias a ellos dos, a su amor y su compromiso, hoy somos una pequeña gran tropa que miramos a la vida con ojos espectantes.
Gracias a ellos soy quien soy, soy lo que muestro al mundo, con orgullo de hija y un alto sentido de pertenencia a un Gran Clan. Un Clan con un valioso legado compartido y vivido que a cada uno de nosotros nos posibilita crear y generar nuestro propio legado por y para las futuras generaciones.
El Círculo de la Vida se perpetúa y crece. El Círculo de la Vida existe gracias a ellos.
Gracias Papá, Gracias Mamá...

No hay comentarios: